Cet article est également disponible en : Inglés, Francés

 

El programa de jóvenes pacificadores (Young Pacemakers) de la AISP, en asociación con los maestros y directores de escuelas, se dirige principalmente a estudiantes de primaria y secundaria interesados en las Naciones Unidas o que desean hacer el bien a través de actos de ciudadanía y paz. Este programa tiene una duración de un año y es renovable durante tres años. Luego de esto, el joven pacificador podrá pasar al status superior si lo desea y ser acompañante de los nuevos reclutas.

 

Foto UN  / Jean-Marc Ferré

Para convertirse en un joven pacificador, primero se debe pasar por un periodo de prueba de tres meses durante el cual los jóvenes pacificadores deben demostrar su compromiso y motivación llevando a cabo actos pacíficos en sus aulas de clase. Al final de estos tres meses, los jóvenes pacificadores recibirán una boina azul con la insignia de la ONU, un carné de membresía, una corbata azul y un pasaporte de joven pacificador. Es en este pasaporte que deberán registrar sus acciones de paz realizadas durante todo el año escolar. Los jóvenes ttendrán que realizar al menos 4 acciones de ciudadanía y paz durante el año escolar, mientras muestran un comportamiento pacífico y de mediación dentro de su escuela. La AISP validará los nuevos reclutas elegidos por los profesores a principios de año y los recompensará al final del año con un diploma y una nueva insignia.

Este programa ya comenzó a realizarse en Rusia y en Ucrania. Los jóvenes pacificadores Rusos y Ucranianos serán invitados el próximo  31 de mayo de 2018 a las Naciones Unidas con motivo del Día Internacional del Personal de Paz de Naciones Unidas. Esto permitirá que el programa sea presentado en la ONU, con el fin de extenderlo a nuestro país y a otros países en el futuro.

La boina del joven pacificador

La carné de membresía

La corbata

 

El diploma que el joven pacificador recibe a final del año

 

El pasaporte